miércoles, enero 9

Genial.

Imaginen que San Martin no era el santo que nos pintaron sino un canibal. Imaginen si nuestra pasión por el asado no fuera sino un instinto derivado de ello (bueno, algo de ello sugiere Juan Jose Saer en su novela El Entenado y en el gran ensayo argentino El río sin orillas). La versión americana es que Washington era un asesino de niños. En lugar de cerezas en su huerto cortaba brazos, piernas y cabezas. En una primera escena un locutor de radio hablaba de la guerra de Irak. ¿Estoy hablando de la ultima de Lars Von Triar? ¿del gordo Moore? No,del capitulo doce de Masters of Horror segunda temporada, Washintonians. Lo dirige Peter Medak y es sencillamente genial.

Dj Malhumor

4 comentarios:

Anónimo dijo...

suban la encuesta, vagos!

encerradosafuera dijo...

El de la tapa es el webmaster, asi que tenemos que esperar se reponga del asado!

J dijo...

La encuesta!

encerradosafuera dijo...

ya va, ya va!
esta(tras)noche la subo
stay tuned
J.